Aplicaciones clínicas del PRF en la regeneración ósea y de tejidos blandos

Los procedimientos de regeneración ósea y la gestión de los tejidos blandos son una herramienta clave para conseguir una buena estética y funcionalidad en los tratamientos con implantes.

Los protocolos para la preparación y uso del PRF nos ayudan considerablemente en los casos que requieren regeneración ósea y también se utilizan para recuperar y mejorar el soporte de las encías en recesiones tanto en implantes como en dientes naturales, especialmente en la zona anterior.

Estos son procedimientos de regeneración simples y económicos que son de gran utilidad en la práctica diaria.

Acceso al curso completo.